Martes 29 de noviembre de 2022

La comunidad de Cristo Rey de Mercedes celebró sus fiestas patronales

  • 21 de noviembre, 2022
  • Mercedes (Buenos Aires) (AICA)
La misa fue presidida por el arzobispo de Mercedes-Luján, monseñor Jorge Eduardo Scheinig, quien animó a esa comunidad a estar "al servicio, al estilo de este Rey".
Doná a AICA.org

En la solemnidad de Cristo Rey, el arzobispo de Mercedes-Luján, monseñor Jorge Eduardo Scheinig, presidió el domingo 20 de noviembre la celebración de la misa en la parroquia Cristo Rey de la ciudad de Mercedes, que celebró sus fiestas patronales. Concelebró el párroco, Gabriel Paglieri.

Reflexionando sobre la narración evangélica de san Lucas (23, 35-43), ante un gran número de miembros de la comunidad, monseñor Scheinig expresó: “Hoy celebramos que Jesús es rey. El poder que manifiesta Jesucristo en la Cruz es el de salvar a otros, el poder del Amor. Jesucristo es Señor, porque todo lo hace por los otros, no por sí mismo”. “Su poder es el poder del amor, la misericordia, el servicio, y lo hace en su trono, que es la Cruz, el lugar de la entrega, de la manifestación del amor”, manifestó.

Seguidamente, el prelado recordó que “esta celebración es muy importante para esta parroquia, que lleva el nombre de Cristo Rey", al tiempo que invitó a sus miembros a ser una "comunidad al servicio, al estilo de este Rey, de puertas abiertas, en salida, de gestos misioneros”.

Pero también, dijo, “esta fiesta que celebramos es muy importante para todos, porque seguimos a Jesús, que se despoja de todo para ponerse al servicio de los demás”.

"En este momento de la historia, de tanta debilidad, fragilidad, de tanta indefensión, de tanta cruz, nuestra respuesta como cristianos no puede ser la agresividad, no puede ser el sálvese quien pueda", reflexionó ; al tiempo que señaló: “Los que seguimos a Jesús podemos tener otro tipo de gestos, de actitudes, de palabras, haciendo la experiencia de responder, en circunstancias a veces muy difíciles, pensando en el bien del otro, en el bien común”.

Finalmente, el arzobispo de Merces-Luján manifestó: "Damos gracias porque tenemos un Rey cuya fuerza, todo su poder, es el amor hacia nosotros, especialmente hacia los más frágiles, y rezamos especialmente por las intenciones de la comunidad".+