Martes 17 de mayo de 2022

Jurec Avellaneda-Lanús; Trabajo conjunto, intercambio y aprendizaje entre docentes

  • 25 de febrero, 2019
  • Avellaneda (Buenos Aires) (AICA)
En ocasión del Encuentro de Formación, que se llevó a cabo en la localidad de Wilde, la presidente de la Junta Regional de Educación Católica de la diócesis de Avellaneda-Lanús, Mirta Espósito, brindó una entrevista radial en la que destacó la finalidad del encuentro en el marco del impulso de la Pastoral Educativa.
Doná a AICA.org
La presidente de la Junta Regional de Educación Católica de la diócesis de Avellaneda-Lanús, Mirta Espósito, se refirió en una entrevista radial a lo sucedido durante el 2º Encuentro de Formación de la Jurec, que se llevó a cabo el 14 de febrero en el colegio San Ignacio, de la localidad de Wilde.

En diálogo con el programa 16 Punto de Encuentro, de Radio maría del Rosario, la señora Espósito se refirió al encuentro que reunió a cerca de 800 docentes de los colegios cuya gestión pertenece al obispado, y a delegaciones de colegios de todas las congregaciones religiosas que están desarrollando su misión en la diócesis de Avellaneda-Lanús.

Con la modalidad de paneles, los temas desarrollados en esta ocasión fueron: "La transversalidad de lo pastoral en la labor educativa" y "El abordaje pedagógico de la educación integral de la sexualidad".

Mirta Espósito destacó la finalidad formativa del encuentro, ya que en la diócesis están trabajando el impulso de la Pastoral Educativa "desde los protagonistas que están con los chicos -docentes, directivos, representantes legales- analizando qué hacemos cada uno en nuestros colegios como aporte para la pastoral de conjunto", explicó. "Esto quedará plasmado en unas próximas líneas de acción que respondan a realidades de nuestros colegios", añadió.

La presidente indicó que los paneles fueron desarrollándose con participación muy activa de los docentes quienes, "en trabajos grupales y dentro de la impronta para la educación integral de la sexualidad, destacaron sus sensaciones con palabras como ?compromiso?, ?ansiedad?, ?temores?, pero también ?desafío? y ?esperanza?, mostrando así una respuesta muy positiva por ser un tema a profundizar en próximos talleres, con respuestas más concretas."

En este sentido, al comentar la frase del obispo diocesano, monseñor Rubén Oscar Frassia sobre que "la educación sexual integral tiene que estar presente en nosotros, porque si no está presente, vamos a transmitirlo mal", la titular de la JUREC asintió, explicando que "básicamente se educa por lo que se es: tiene que haber un testimonio importante; no sólo lo que les decimos a los chicos, sino lo que ellos ven vivir en nosotros."



Consultada luego sobre la reacción de los docentes ante esta postura, Espósito sostuvo que "la mayoría está comprometida y, como en todo gran grupo humano, hay personas que están en un camino hacia el compromiso; tal vez porque su historia no fue fácil y porque la sexualidad nos atraviesa en nuestras experiencias personales. Además, no perdamos de vista que los docentes que llegan a nuestros colegios tienen un nivel de compromiso dispar en cuanto a la fe y es así que necesitan un tiempo de adaptación, pero esa es una labor constante de los directivos y de los otros docentes."

Acerca de la importancia que tienen hoy en día los medios de comunicación, en cuanto a la ESI, Mirta Espósito aseguró que "lo básico se da en el diálogo personal con el alumno. Es muy raro que un chico oriente su vida con lo que ve en un medio de comunicación masivo; puede copiar algunas cosas pero cuando está ante un problema real, un chico que recibió cariño de sus docentes, de sus padres, se vuelca a ellos y pregunta, pero esto no lo podemos improvisar; uno necesita haber creado lazos que permitan ayudar a encontrar el sentido de la vida; el que trabaja con chicos sabe que ellos son muy directos, le dice y le preguntan porque tal vez sea una de las pocas instancias que tienen para hablar."

Finalmente, con respecto a la capacitación de los docentes, la presidente de JUREC afirmó que "trabajar juntos, intercambiar experiencias valiosas, oír lo que al otro le resultó, es de una gran ayuda porque es sentir que no estamos solos aprovechando la inteligencia del otro, su vivencia, sus soluciones; por eso esta formación permanente nos permite no sólo leer nosotros sino aprender con los otros y de los otros".+