Lunes 27 de junio de 2022

Goya inició la Semana Santa con multitudinarias celebraciones

  • 12 de abril, 2022
  • Goya (Corrientes) (AICA)
El sábado se realizó la Jornada Juvenil de Ramos y el domingo monseñor Canecín celebró la misa en la parroquia San Francisco y animó a "mirar la cruz y pedir humildad".
Doná a AICA.org

Guiado por el lema "Con los sentimientos de Cristo Jesús, vivamos la Semana Santa”, jóvenes de distintas parroquias y colegios de la diócesis de Goya se reunieron el sábado 9 de abril para celebrar la Jornada Juvenil de Ramos, convocada por la Pastoral de la Juventud. Este año, se realizó por departamentos (Mercedes, Monte Caseros, Curuzú Cuatiá, Esquina, Lavalle, Sauce y Goya). El obispo, monseñor Adolfo Ramón Canecin, acompañó a los jóvenes de Goya en la bendición de ramos y luego encabezó la procesión que culminó con la misa en la Catedral a las 21.

Durante años se celebró esta jornada organizada por los jóvenes, pero a causa de la pandemia se suspendió en los últimos dos años, lo que acentuó aún más el entusiasmo y expectativa por volver a vivirla. 

La concentración en Goya fue en la curva de la costanera, donde disfrutaron de la animación del ministerio de música Caná, al mismo tiempo hubieron gestos y dinámicas preparados por los grupos juveniles. 

Para esta celebración, monseñor Canecín envió un audio mensaje a los jóvenes de la diócesis, saludando a cada joven “con un fuerte abrazo fraterno en Jesús, nuestro hermano mayor".

Luego, el obispo destacó la experiencia en torno a la Jornada Juvenil de Ramos durante muchos años y señaló la importancia de mantenerla para dar apertura a la Semana Santa, que es la semana mayor de nuestra fe católica.

Mons. Canecín: “Mirar la cruz y pedir la gracia de la humildad”
El domingo 10, una gran cantidad de fieles participó de la bendición de Ramos que presidió el obispo en la cuasiparroquia San Pantaleón de Goya, y luego comenzó la procesion hasta la parroquia San Francisco, donde se celebró la Eucaristía.

En la homilía, monseñor Canecín animó a los fieles a “ser protagonistas para que no sea una Semana Santa más" y los invitó a pedir “la gracia de la humildad”.

“Esta cultura nuestra quiere acallar la fe y, si ellos callan, hablaran las piedras. Nosotros no queremos callar, nosotros queremos aclamar, gritar, actualizar esta expresión: `Bendito el que viene en nombre del Señor!’. Los ramos son expresión de esta aclamación”, dijo moseñor Canecín

“Hermanos, me llamo fuertemente la atención este año, que en el Evangelio, dos veces se repite de parte de Jesús la expresión ´El Señor lo necesita ‘y, se refiere al burrito que estaba atado” dijo. Recordando el ingreso de Jesús a Jerusalén, en un “humilde burrito”, mientras la gente esperaba la Pascua con solemnidad.

Monseñor Canecin planteo: “¿Porque Jesucristo, necesitó de ese burrito? Contemplemos las características que tiene, una de ellas es la humildad, se presenta humilde, pequeño, pobre, sin embargo, el Señor lo eligió a él porque el burrito es signo de mansedumbre. El Señor supo valerse de este animalito para entrar montado en Jerusalén, por eso hoy el Señor quiere valerse de cada uno de nosotros".

"Valerse de la mansedumbre, humildad y pobreza para entrar en tu casa. Qué lindo que en esta Semana Santa, en oración, mirando la Cruz, digamos Señor «yo te ofrezco mi pequeñez, te ofrezco mi pobreza, te ofrezco mi humildad»".

Para terminar, exhortó: “Vivamos esta Semana Santa con una actitud de profunda oración, ofreciendo nuestros corazones y pidiendo al Señor la gracia de tener las características que cada uno necesita. Que el Señor nos de la capacidad de caminar juntos, unos con otros”. +