Jueves 1 de diciembre de 2022

Fiesta patronal de Nuestra Señora de los Dolores en Cruz del Eje

  • 16 de septiembre, 2022
  • Cruz del Eje (Córdoba) (AICA)
El obispo diocesano, monseñor Hugo Ricardo Araya, expresó que esta celebración "es una ocasión privilegiada para contemplar que no existe distancia entre la Virgen de los Dolores y el amor de Dios".
Doná a AICA.org

La ciudad cordobesa de Villa Dolores celebró el jueves 15 de septiembre a su patrona, Nuestra Señora de los Dolores. Una multitud se congregó en la plaza Mitre para honrar a la Virgen bajo esta advocación mariana, que contó con la presencia del obispo de Cruz del Eje, monseñor Hugo Ricardo Araya, quien presidió la Eucaristía en la basílica homónima.

El templo no solo es el centro religioso de la ciudad que lleva el nombre de la Virgen, sino que es un patrimonio histórico y cultural muy valioso para la región. Este año, como antesala de la fiesta patronal, la municipalidad de Villa Dolores, en colaboración con la parroquia, realizó trabajos de mantenimiento, pintura, iluminación y una nueva explanada y vereda. La obra fue inaugurada el 14 de septiembre, en la vigilia y serenata a la Madre de los Dolores.

Además,  durante los días previos a la fiesta patronal se rezó la tradicional novena, en la que se destacó el rosario de la aurora, que colmó las calles con la presencia de fieles. En ese sentido, desde la diócesis explicaron que este año las misas de novena contaron con la predicación del presbítero Sergio Bernabé Rivero.


 

Durante la misa central celebrada por monseñor Araya y concelebrada por varios sacerdotes, el obispo expresó: “La fe nos exige estar juntos. A la fe se la vive, se la celebra y se la transmite en el cuerpo a cuerpo de todos los días. Esto nos hace Pueblo de Dios, y como dice el lema diocesano ‘con el gusto espiritual de ser pueblo…’, es motivo de gozo reunirnos a rezar”. Asimismo, el prelado señaló que “‘Gusto espiritual’ significa que no es un gusto pasajero y transitorio. Es un gusto que sale de lo profundo del corazón y nos anima a compartir la alegría de la cercanía de Dios”.

“La parroquia, la basílica, es una comunidad de todos para todos. Ser pueblo no significa estar aislados individualmente, ni tampoco aislados en grupos. Ser pueblo es tener la capacidad de integrar a todos sin olvidarse de los que menos tienen: los pobres, los débiles, los limitados y los heridos. Incluir sin asco y sin miedo a los lastimados y crucificados de hoy”, indicó.

“Construir una Iglesia donde los pobres se sientan como en casa. Integrar con la confianza de que incluso, el error, el fracaso y la crisis son posibilidad de fortaleza en humanidad y en fe. Soñamos con parroquias que tengan espacios inclusivos para jóvenes, espacios visibles, no solo ideas”, agregó.

Por otra parte,  el obispo de Cruz del Eje enfatizó: “Soñamos con parroquias de una Iglesia de puertas abiertas para todos, con sus dificultades, sus dudas y pecado. Esta celebración es una ocasión privilegiada para contemplar que la Virgen está en el corazón de Villa Dolores. No existe distancia entre la Virgen de los Dolores y el amor de Dios”.

Finalmente, monseñor Arayta señaló que “esta es una muestra de la fe sencilla del pueblo que no necesita ir a ningún lugar a que se le enseñe que encontrándose con la Virgen, uno se encuentra con Dios”, al tiempo que invitó a “seguir compartiendo la vida con todos, perdonando y pidiendo perdón. A ser este hermoso pueblo santo fiel de Dios”.

Desde el obispado recordaron que el clima festivo continúa en la ciudad de Villa Dolores con la semana estudiantil. Esta competencia entre las instituciones educativas de nivel secundario de la ciudad y alrededores, es organizada por el Movimiento Católico de Juventudes y este año realiza la 65° edición con el lema "En el amor, hermanos todos".

Mayor información sobre los eventos que se realizarán durante la semana aquí.+