Sábado 20 de julio de 2024

El Papa desea que los Juegos Olímpicos, sean un 'encuentro entre los pueblos'

  • 18 de abril, 2023
  • Ciudad del Vaticano (AICA)
Que la "bella fiesta" del deporte no olvide a los últimos, se lee en el mensaje del pontífice, firmado por el cardenal Parolin y dirigido a los católicos franceses, anfitriones del encuentro deportivo
Doná a AICA.org

Que los Juegos Olímpicos que se celebrarán en Francia en el verano de 2024 sean "una ocasión para encuentros profundos y fructíferos entre personas de todos los horizontes, pertenecientes a pueblos, culturas y religiones diversas", se lee en el mensaje del papa Francisco, firmado por el cardenal Pietro Parolin, Secretario de Estado, dirigido a los "queridos amigos, católicos de Francia".

En el mensaje se alude a la "alegría", pero también a la "responsabilidad", al acoger al mundo entero para el acontecimiento olímpico, por lo que el Papa invita a todos a movilizarse "ampliamente", invitando también a "hacerse voluntarios", a abrir iglesias, escuelas y casas y, sobre todo, los corazones. 

"Con la gratuidad, destaca el texto, y la generosidad de su acogida y de su entrega, darán testimonio de Cristo, que vive en ustedes y comunica su alegría".

Al agradecer que en esta "bella fiesta del deporte" los responsables no se olviden de "ayudar a integrar a las personas discapacitadas, pobres o marginadas", el Santo Padre concluye expresando su deseo de que estos "Juegos Olímpicos sean una oportunidad, a través del deporte, para un auténtico impulso de la fraternidad que el mundo tanto necesita", e imparte su bendición a los organizadores, voluntarios y a todos los participantes en los juegos.

La Iglesia de Francia prepara “sus jugadores” para los Juegos Olímpicos
A través de un programa especial llamado “Juegos Santos”, la Iglesia de Francia se está movilizando para los próximos Juegos Olímpicos, que se realizarán en París. 

A 463 días del inicio de los Juegos Olímpicos de París 2024, el episcopado francés, puso en marcha el proyecto "Juegos Santos", para coordinar y apoyar las acciones y proyectos llevados a cabo por la Iglesia en todas las diócesis de Francia. La iniciativa, presentada el lunes 17 de abril, incluye dos grandes ejes: la celebración de la dignidad humana y el llamado a la fraternidad a través del deporte; promover el acceso de los más vulnerables a este evento.

La presentación del proyecto estuvo a cargo del delegado vaticano para los Juegos Olímpicos, monseñor Emmanuel Marie Anne Alain Gobilliard, obispo de Digne y de monseñor Philippe Marsset, obispo auxiliar de París, quienes expusieron los principales aspectos del proyecto, que forma parte de la larga tradición de compañerismo que une a la Iglesia con el mundo del deporte y al universo olímpico en particular, en presencia de numerosos representantes de las instituciones católicas y deportivas francesas. Entre los asistentes estuvieron presentes monseñor Éric de Moulins-Beaufort, arzobispo de Reims, presidente de la Conferencia de Obispos de Francia (CEF), y el cardenal Jean-Marc Aveline, arzobispo de Marsella, miembro del Consejo Permanente de la CEF.

La movilización de la Iglesia Católica durante estos Juegos Olímpicos girará en torno a dos puntos: celebrar con entusiasmo, a través del deporte, la dignidad eminente de la persona humana y el llamado a la fraternidad entre los pueblos y promover el acceso a estos Juegos Olímpicos de los más vulnerables, en particular de las personas en situaciones muy precarias, para no dejar a nadie en el camino, para honrar el lema olímpico: "Más rápido, más alto, más fuerte, juntos".

El programa detallado, así como las próximas etapas del proyecto, se comunicarán el 9 de septiembre de 2023 con motivo de la bendición de la capilla Nuestra Señora de los atletas, dedicada a los deportistas, en el corazón de la iglesia de Madeleine, en la capital francesa.+