Sábado 20 de julio de 2024

El episcopado chileno publica orientaciones para el ministerio laical del catequista

  • 28 de abril, 2023
  • Santiago (Chile) (AICA)
Se trata de un documento "ad experimentum" por tres años, aclaran los obispos, y esperan que la práctica y la experiencia enriquezcan futuras orientaciones.
Doná a AICA.org

La Conferencia Episcopal de Chile (CECh) presentó el documento “El ministerio laical del catequista en la Iglesia en Chile”, con orientaciones fundamentales sobre la misión, formación e institución de los ministros catequistas, informaron desde la CECh.

Con este texto se materializa lo mencionado en el mensaje conclusivo de la 126ª Asamblea Plenaria de noviembre de 2022, dando así cumplimiento al mandato del Papa Francisco de instituir el ministerio laical del catequista, contenido en la carta apostólica en forma de motu proprio Antiquum ministerium. En dicha carta, el Papa invitó a las conferencias episcopales a “hacer efectivo el ministerio del catequista, estableciendo el necesario itinerario de formación y los criterios normativos para acceder a él, encontrando las formas más coherentes para el servicio que ellos estarán llamados a realizar”.

Esas orientaciones poseen cuatro capítulos: el primero, que aborda el perfil del ministerio e insiste en que se trata de un servicio estable, laical y de fuerte valor vocacional; el segundo capítulo hace referencia a las funciones del catequista, destacando su aporte en los procesos de iniciación cristiana, la formación permanente de las comunidades y la formación de catequistas de base; el tercer capítulo está referido al órgano diocesano de catequesis y a los criterios normativos para acceder al ministerio; por último, el cuarto capítulo se centra en el plan de formación, proponiendo un marco orientador que guíe dichos planes. El texto incluye además anexos respecto al rito de institución y el decreto que asigna funciones a quien sea ordenado ministro. 

Con esta publicación, aclaran desde la CECh, “se desea también agradecer a todos los que han colaborado para hacer realidad este documento: los equipos y responsables de catequesis de las diversas Iglesias locales; la Comisión nacional de catequesis, los obispos y laicos de la Comisión pastoral de la CECh; y al conjunto de los obispos, que en Asamblea plenaria estudiaron y aprobaron este texto. Como se trata de un documento ad experimentum por tres años, se espera que la práctica y la experiencia enriquezcan futuras orientaciones, para un mejor servicio a la misión evangelizadora de nuestra Iglesia”.+