Lunes 6 de diciembre de 2021

El "efecto Francisco" perdura en Corea a un año de su visita

  • 15 de agosto, 2015
  • Seúl (Corea)
A un año de la visita del papa Francisco a Corea "se puede decir que el mensaje que nos dejó conmovió el corazón de tantas personas, que ahora sienten que tienen por delante una vida mejor. ¡Y el primero en cambiar espero ser justamente yo!", expresó monseñor Lazaro You Heung-sik, obispo de Daejeon y presidente de la Comisión Episcopal Justicia y Paz en una entrevista con AsiaNews recordando el aniversario de la visita apostólica del Pontífice a tierra coreana.
Doná a AICA.org
A un año de la visita del papa Francisco a Corea "se puede decir que el mensaje que nos dejó conmovió el corazón de tantas personas, que ahora sienten que tienen por delante una vida mejor. ¡Y el primero en cambiar espero ser justamente yo!", expresó monseñor Lazaro You Heung-sik, obispo de Daejeon y presidente de la Comisión Episcopal Justicia y Paz en una entrevista con AsiaNews recordando el aniversario de la visita apostólica del Pontífice.

La peregrinación del Santo Padre tuvo lugar del 13 al 18 de agosto de 2014. En los cinco días que estuvo en tierra coreana, Francisco beatificó a 124 mártires (Paolo Yun Ji-chung y compañeros, todos laicos, primeros testigos del Evangelio bajo la persecución de Joseon); participó en la Jornada Asiática de la Juventud; visitó hogares para el cuidado de enfermos y ancianos. En sus alocuciones y homilías Francisco alentó a la Iglesia y a la población coreana a ir contra la cultura de la muerte y el consumismo, redescubrir la cultura del compromiso con los más débiles y la gracia de la misericordia, recordó el obispo de Daejeon.

Confirmando los frutos que dejó la visita papal, el arzobispo de Seúl, cardenal Andrea Yeom Soo-jung, señaló que "el año pasado los bautismos aumentaron un 5%, en general se observa una tendencia positiva luego del "impasse" de 2010. Estamos de acuerdo en decir que se trata de un, por así llamarlo, ?efecto Francisco?. Pero no se trata sólo de números: el Papa nos empujó a hacer memoria de los mártires, nos alentó a una esperanza y a un compromiso con los más pobres. Y es esto lo que estamos intentando hacer".

El arzobispo subraya la gran importancia que tuvo el encuentro de Francisco con los jóvenes: "La pastoral hacia los jóvenes es una prioridad para nuestra arquidiócesis. El mundo se enfrenta a una triste realidad que no podemos ignorar: los jóvenes se alejan de la fe. Esta es una las razones que nos impulsaron a celebrar aquí, en Corea, en 2019, la Jornada Mundial de la Juventud".

Actos conmemorativos de la visita papal
Justamente para los jóvenes están pensadas las dos jornadas de actos conmemorativos que se desarrollarán en la diócesis de Daejeon:

"En Solmoe, uno de los lugares de martirio en Corea ?explica monseñor You? el 15 de agosto se realizará un gran encuentro para los jóvenes y las familias. Ya son 1.500 las personas anotadas de antemano. Pondremos al aire los videos de las homilías del Papa y reflexionaremos sobre el mensaje que nos dejó".

En la mañana de la festividad de la Asunción el obispo ?junto con autoridades civiles y a líderes de otras religiones? hará una marcha a lo largo de cinco kilómetros hacia los sitios de los martirios, que terminará con un lavatorio recíproco de pies: "Un modo de expresar nuestra cercanía y nuestra humildad frente a quienes nos precedieron".

En la capital, en cambio, el próximo 23 de agosto será descubierta una placa conmemorativa en la plaza Gwanghwamun, donde se celebró la misa de beatificación de los mártires de la que participaron alrededor de un millón de personas. "En el sitio en el que murieron tantos católicos por su fe, ahora se convertirá en un lugar de peregrinación", indicó el cardenal Yeom.

Por su parte el padre Maurizio Giorgianni, misionero de los Oblatos de María Inmaculada, recordó a AsiaNews que "justamente hace un año, el 14 de agosto, pude tener un encuentro con el pontífice durante su diálogo con los obispos coreanos en Seúl. Fue un encuentro bellísimo y emocionante, que de alguna manera renovó mi vocación y mi misión. El Papa nos pidió a todos los sacerdotes, y continúa pidiéndolo, que estemos muy cerca de nuestros fieles, y es eso lo que desde mi pequeñez -también gracias a su ejemplo- busco hacer".

Finalmente monseñor You concluyó reflexionando que "cuando estuvo en la península el Pontífice pidió a la Iglesia convertirse y estamos intentando hacerlo. El Papa nos pidió estar a favor de los pobres, comprometidos en el servicio y en la misión. Este pedido se apoderó de nosotros. Si dices que te agrada Francisco, pero no pones en práctica lo que dice, no está bien. He aquí por qué debemos esforzarnos siempre más, todos juntos".+