Miércoles 27 de septiembre de 2023

El cardenal Poli llama a los sacerdotes a servir sin mezquinos intereses

  • 3 de abril, 2015
  • Buenos Aires (AICA)
El arzobispo de Buenos Aires, cardenal Mario Aurelio Poli, animó a los sacerdotes a "servir incondicionalmente para apacentar, enseñar y servir los sacramentos de la salvación a su Iglesia, sin mezquinos intereses, sin cálculos egoístas, sin guardarnos la riqueza de la unción que se nos dio a manos llenas". "Pidamos perdón con humildad al que hoy nos va a tomar la renovación de las promesas, y contando con su gracia y fidelidad, hagamos el firme propósito de no guardarnos nada de la unción que hizo verdadera y buena nuestras vidas, y que el Señor nos conceda la alegría del servicio", exhortó durante la misa crismal en la catedral metropolitana.
Doná a AICA.org
El arzobispo de Buenos Aires, cardenal Mario Aurelio Poli, animó a los sacerdotes a "servir incondicionalmente para apacentar, enseñar y servir los sacramentos de la salvación a su Iglesia, sin mezquinos intereses, sin cálculos egoístas, sin guardarnos la riqueza de la unción que se nos dio a manos llenas".

El purpurado les recordó que el sacerdocio es un ejercicio de mediación, por lo que ese ministerio "está destinado a la Iglesia, a la comunidad a los hermanos y hermanas que necesitan renovar la gracia de Cristo a través de nuestro".

"Cuántas veces nos han buscado para ser escuchados y no siempre los atendimos como se merecen", interpeló.

El cardenal Poli exhortó al clero porteño a "pedir perdón con humildad al que hoy nos va a tomar la renovación de las promesas, y contando con su gracia y fidelidad, hagamos el firme propósito de no guardarnos nada de la unción que hizo verdadera y buena nuestras vidas, y que el Señor nos conceda la alegría del servicio".

Texto completo de la homilia