Lunes 25 de octubre de 2021

21º Encuentro del Pueblo de Dios

  • 23 de octubre, 2017
  • Santa Rosa (Corrientes)
La comunidad arquidiocesana de Corrientes se reunió el pasado 16 de octubre en la ciudad de Santa Rosa para compartir el 21º Encuentro del Pueblo de Dios, que contó con la presencia de cerca de 5 mil fieles que celebraron la fe, con la mirada en el diálogo y el amor en la familia.
Doná a AICA.org
La localidad correntina de Santa Rosa recibió el 16 de octubre a más de 4600 fieles, 300 coordinadores y 600 servidores de las diferentes áreas, que se congregaron para participar del 21º Encuentro del Pueblo de Dios para compartir y celebrar la fe, acentuando la mirada en la familia y en cómo, desde el amor, mejorar el diálogo en ella.

El Equipo Organizador agradeció en primer lugar a Dios, "por habernos permitido ser instrumentos en su mano para la construcción de su Reino y para hacer llegar su amor a tantos hermanos nuestros, desde el servicio en las distintas áreas, siempre con alegría, docilidad y profunda entrega".

En segundo lugar, el agradecimiento fue "a cada una de las personas que colaboraron en cada detalle para que el Encuentro sea lo que fue: una reunión de hermanos que disfrutaron de una jornada colmada de Gracia".

Valoraron también la presencia del arzobispo de Corrientes, monseñor Andrés Stanovnik, y de cada uno de los sacerdotes que se hicieron presentes otorgando "un marco armonioso de Iglesia, de familia, de hermanos en la fe".

Por otro lado, destacaron la valiosa generosidad de los participantes al compartir en sus grupos los logros y dificultades que se viven cotidianamente en las familias "y el profundo y sincero compromiso de aportar para mejorar el diálogo en sus hogares, día a día, desde los gestos y las palabras.

Finalmente, expresaron su agradecimiento a los agentes sanitarios del hospital local y a los voluntarios de la Cruz Roja, a los miembros de la Policía, de los Bomberos de Santa Rosa y de Tabay y Tatacúa, y al personal municipal, por contribuir a que las actividades se desarrollaran sin inconvenientes.

"La comunión evidenciada en el aporte de cada una de las comunidades que conforman la jurisdicción parroquial de Inmaculada Concepción en la que se encuentra Santa Rosa y que incluyen a Tabay y Tatacuá, fue esencial para que este Encuentro se haya podido organizar y vivir, en familia", agregaron, con una mención especial a los hermanos santaroseños por su generosa hospitalidad.

"Esto no hace más que renovarnos y profundizar nuestro compromiso en la Misión de regalar a todos ? especialmente a quienes más nos necesitan ? una experiencia vital de ser Iglesia-familia para todos", concluyeron.+