Martes 15 de junio de 2021

Preocupan a la Iglesia colombiana las violaciones a los derechos humanos

  • 7 de mayo, 2021
  • Bogotá (Colombia) (AICA)
El episcopado reivindicó las protestas pacíficas y exhortó al diálogo "constructivo" en el marco de la jornada de oración de este viernes por el don de la reconciliación y la paz en Colombia.
Doná a AICA.org

La Conferencia Episcopal de Colombia expresó su preocupación por las violaciones a derechos humanos, la destrucción de bienes públicos y privados, los asesinatos, heridos y desaparecidos, y demás "acontecimientos dolorosos", tras las protestas, el paro nacional y la represión a los manifestantes.

El director del secretariado Nacional de Pastoral Social Cáritas Colombia, monseñor Héctor Fabio Henao, advirtió que "la violencia no puede ir de la mano de la protesta pacifica, porque deslegitima sus objetivos" y exhortó a un diálogo.

El prelado reconoció que la protesta pacífica es un derecho y un valor importante para los colombianos, pero considera que "es necesario evitar la violencia porque solo genera desconcierto e incomodidad; mientras que en el país urge un diálogo constructivo que lleve a la concertación y escuche las demandas y aspiraciones de la gente por un país con justicia social y oportunidades para el progreso".

Hoy, viernes 7 de mayo, las familias, parroquias y movimientos eclesiales se unen en torno a la plegaria por el don de la paz y la reconciliación en Colombia, a fin de que el país supere este capítulo doloroso y se avance desde la concertación.

La Unidad de Búsqueda de Personas Desaparecidas (UPBD) trabajó de manera conjunta con 26 organizaciones de derechos humanos para entregar a la Defensoría del Pueblo un informe según el cual hay 471 personas desaparecidas desde el 1° de mayo.

La investigación precisa que hasta el momento se ha logrado ubicar a 92 personas mientras que el paradero de 379 personas es totalmente desconocido. Esta es una cifra superior a la que inicialmente manejaba la Defensoría del Pueblo que solo contemplaba la desaparición de 89 personas. Dentro de las labores que se adelantarán durante los próximos días está la identificación de los últimos lugares y ubicaciones donde fueron vistos los manifestantes porque en algunos casos se sabe que fueron detenidos y es necesario avanzar en el cotejo de los nombres de quienes sus familias no logran ubicar y las circunstancias en que desparecieron.+