Lunes 25 de octubre de 2021

Liberaron a los misioneros claretianos secuestrados en Camerún

  • 30 de noviembre, 2018
  • Yaundé (Camerún)
"Agradecemos los signos de solidaridad hacia nosotros durante el tiempo que estuvimos secuestrados. No fue una experiencia fácil la que pasamos, pero durante los momentos más difíciles rezamos a los mártires de nuestra congregación y sentimos la calidez y el amor de sus oraciones. Ahora estamos en nuestra parroquia en Douala y queremos empezar a negociar la liberación de nuestro conductor Jerry Berson", se lee en el primer mensaje difundido por los tres misioneros claretianos secuestrado el 23 de noviembre en Camerún.
Doná a AICA.org
"Agradecemos los signos de solidaridad hacia nosotros durante el tiempo que estuvimos secuestrados. No fue una experiencia fácil la que pasamos, pero durante los momentos más difíciles rezamos a los mártires de nuestra congregación y sentimos la calidez y el amor de sus oraciones. Ahora estamos en nuestra parroquia en Douala y queremos empezar a negociar la liberación de nuestro conductor Jerry Berson", se lee en el primer mensaje difundido por los tres misioneros claretianos secuestrado el 23 de noviembre en Camerún.

El mensaje de los misioneros liberados explica que "aunque la noticia siempre habló de tres misioneros y el conductor, en realidad eran cinco, ya que el padre Yene Anaclet, párroco de Douala que llegó para negociar su liberación, terminó siendo detenido por los secuestradores y también puesto en libertad junto con ellos".

Por su parte la Congregación de los Misioneros Hijos del Inmaculado Corazón de María (claretianos) publicó el siguiente mensaje anunciando la liberación de sus misioneros: "Agradecemos a Dios por la liberación de nuestros hermanos misioneros que fueron secuestrados el pasado 23 de noviembre. Agradecemos todos los mensajes de solidaridad recibidos, la comunión y también las oraciones. ¡Qué Dios nos bendiga a todos!"




Los claretianos liberados son: Jude Langhe, prefecto de apostolado y director de "Publicaciones Claretianas de Camerún; Muntong Gweh Placide, y el estudiante Abel Fonden Ndia, y finalmente el padre Yene Anaclet.

Los claretianos fueron secuestrados el pasado 23 de noviembre por los secesionistas presentes en la región anglófona del país, mientras se dirigían hacia Munyenge para proporcionar ayuda humanitaria a las víctimas del conflicto en la zona.

Desde que comenzó esta crisis, que está afectando a las dos regiones de habla inglesa de Camerún, hay un incremento de violencia contra los hombres de la Iglesia. Una semana antes del secuestro de los misioneros claretianos un misionero keniano Kosmas Omboto Ondari, de 33 años, fue asesinado en Kembong, una aldea en la región anglófona del suroeste de Camerún. +