Domingo 2 de octubre de 2022

La diócesis de Goya recordará a Mons. Devoto, el "Apóstol de los pobres"

  • 28 de julio, 2022
  • Goya (Corrientes) (AICA)
El recuerdo del primer obispo será hoy con dos misas que el actual diocesano, monseñor Adolfo Canecín, presidirá a las 19.30 en la catedral Nuestra Señora del Rosario y las 15 en el paraje El Carmen.
Doná a AICA.org

La comunidad diocesana de Goya recordará a su primer obispo, monseñor Alberto Pascual Devoto, con una misa por celebrarse hoy, jueves 28 de julio, a las 19.30, en la catedral Nuestra Señora del Rosario.

La Eucaristía será presidida por el obispo diocesano, monseñor Adolfo Ramón Canecín, quien rezará un responso por el difunto prelado junto a la tumba de quien aquí es considerado el "Apóstol de los Pobres".

El templo catedralicio permanecerá abierto toda la jornada, a fin de que los goyanos puedan acercarse -como ocurre cada aniversario- a la tumba del extinto obispo para dejar su oración.

A las 15 el prelado goyano celebrará una misa en el paraje "El Carmen", donde se produjo el accidente vial en el que murió monseñor Devoto.

La diócesis de Goya destacó que 38 años después del fallecimiento de monseñor Devoto "sigue tan vigente" el lema episcopal que lo identificó: "Yo siempre estaré contigo".

“Monseñor Devoto está vivo en el pueblo correntino y es un símbolo de una Iglesia que se jugó por los crucificados del sistema”, se afirma en la invitación a participar del memorial.

Una vida al servicio de los pobres
Alberto Pascual Devoto nació el 17 de mayo de 1918 en Buenos Aires, fue ordenado sacerdote el 6 de diciembre de 1942 y nombrado obispo de Goya el 12 de junio de 1961 por el papa san Juan XXIII, con quien también se entrevistó. Recibió la ordenación episcopal el 17 de septiembre del mismo año, de manos de monseñor Antonio María Aguirre, obispo de San Isidro, y enseguida tomó posesión de la sede.

Monseñor Devoto participó del Concilio Vaticano II, particularmente en el grupo de trabajo "Jesús, la Iglesia y los pobres". En 1964 fundó el Instituto Vocacional San Carlos Borromeo, en 1976 el seminario menor San Pablo Apóstol y en 1978 el seminario mayor Santo Cura de Ars.

En 1966, conmovido por la inundación que azotó a la ciudad de Goya, hizo votos de pobreza y asumió como propias las privaciones de las personas carenciadas, ya sea en la comida, en la ropa o en la manera de viajar.

En 1967 motivó la realización de los encuentros nacionales del Movimiento de Sacerdotes del Tercer Mundo; impulsó la creación de comunidades eclesiales de base; motivó el desarrollo del Movimiento Rural de la Acción Católica; promovió las vicarías obreras e incentivó los derechos laborales a través del Movimiento de las Ligas Agrarias y la Pastoral Rural.

Monseñor Devoto falleció trágicamente en la madrugada del 28 de julio de 1984, cuando circulaba por la ruta 12 a la altura del paraje El Carmen y un ómnibus impactó de frente el vehículo en el que viajaba. Murieron también en el accidente Argentino Ojeda, miembro de la Pastoral Juvenil, y Mari Romero, delegada de las comunidades eclesiales de base de la ciudad de Esquina.

El testimonio del presbítero Julián Zini
El presbítero Julián Zini, fallecido en agosto de 2020, había hecho una semblanza de la vida de monseñor Devoto, en la que escribía: “Lo que más me llegó fue tu permanente testimonio de humildad y sencillez de tus humanas debilidades. Tus ganas de aprender, tu humildad de preguntar, escuchar y anotar en tu famosa libretita verde aquellas cosas que veías o te decían en tus continuas giras pastorales. Más algún chistecito de vez en cuando”.

El sacerdote reunió cien calificativos que escuchó de la boca de la gente sobre la persona de monseñor Devoto.

“Actualizado, tu teología era la del Vaticano II, Medellín, San Miguel y Puebla.... amenazado, especialmente durante el proceso, puesto que buscaban amedrentarte y que te fueras del país. Calumniado, como el obispo rojo, hereje, tercermundista, zurdo, comunista... coherente, porque predicabas lo que creías y vivías lo que predicabas”, detalló.

“Compasivo, recorriste las cárceles del país visitando a tus feligreses presos, comprometido con el reinado de Jesucristo y la transformación de la realidad”, agregó, al tiempo que destacó que el obispo fue un hombre “libre, frente a los poderes de este mundo, por eso, renunciaste públicamente a la asignación del Estado”.

El padre Zini subrayó que monseñor Devoto es recordado por ser “solidario con todos los que luchan por la justicia y la verdad, especialmente con el campesinado que empezó a ponerse de pie con el Movimiento Rural y las Ligas Agrarias”.

“Viajero incansable, ‘tengo las valijas preparadas”, solías decir”, añadió.

Más información en Facebook Diócesis de Goya – Corrientes.+