Sábado 2 de julio de 2022

Honduras: Los obispos exhortan al diálogo y a superar toda forma de violencia

  • 5 de diciembre, 2017
  • Tegucigalpa (Honduras)
"No tenemos derecho a fracasar una vez más en la construcción del Estado de Honduras y de su democracia", escriben los obispos de la Conferencia Episcopal de Honduras en el comunicado dirigido a la comunidad nacional en medio de la controversia y violencia suscitada por las reñidas elecciones presidenciales del pasado 26 de noviembre que desataron una ola de protestas violencias en todo el país y que hasta el momento han dejado unos siete muertos. Los obispos alentaron a "recuperar la institucionalidad del Tribunal Supremo Electoral" (TSE) y "mantener actitudes de respeto, convivencia y diálogo".
Doná a AICA.org
"No tenemos derecho a fracasar una vez más en la construcción del Estado de Honduras y de su democracia", escriben los obispos de la Conferencia Episcopal de Honduras en el comunicado dirigido a la comunidad nacional en medio de la controversia y violencia suscitada por las reñidas elecciones presidenciales del pasado 26 de noviembre que desataron una ola de protestas violencias en todo el país y que hasta el momento han dejado unos siete muertos.

A causa de la situación de violencia fue decretado por diez días el estado de excepción, que prohíbe la libre circulación entre las seis de la tarde y las seis de la mañana en todo o parte del territorio nacional, con el intento de poner fin a las protestas violentas que se han multiplicado en el país.

El papa Francisco también expresó este domingo, durante la oración del ángelus, su esperanza de que Honduras "pueda superar la crisis de manera pacífica".

El comunicado de los obispos hondureños lamenta la "hora difícil de la historia social y política de nuestro país", y advirtió que "no tenemos derecho a fracasar una vez más en la construcción del Estado de Honduras y de su democracia".

Los obispos demandaron a las autoridades "recuperar la institucionalidad del Tribunal Supremo Electoral, en base a la legitimidad y transparencia de sus acciones en este proceso electoral, procediendo de forma inmediata a la investigación especial de actas que sean solicitadas por los Partidos Nacional y la Alianza contra la dictadura".

Este escrutinio de actas, indicaron, debe contar con la vigilancia de los observadores de la Unión Europea, la Organización de Estados Americanos y el Grupo de Países Cooperantes, además de los candidatos que disputan la presidencia.

Los prelados exigieron además "mantener actitudes de respeto, convivencia y diálogo entre los miembros de la comunidad y superar toda forma de violencia".

"Por eso pedimos a los dirigentes del Partido Nacional y la Alianza contra la Dictadura, que durante el tiempo que dure toda la verificación de los datos, con el escrutinio especial de actas, y posteriormente a la declaración del resultado, orienten a sus bases para que asuman una postura de respeto, de madurez ciudadana, de promoción de la paz y la convivencia pacífica".

El comunicado episcopal alentó además a "renovar la esperanza de que esta crisis sea ocasión para que Honduras se afiance como Estado de Derecho, se fortalezca con la ley sus instituciones, avance en la lucha contra la impunidad, la corrupción y la pobreza".

"Todos los sectores sociales, políticos, académicos y religiosos comprometámonos a impulsar un diálogo franco, eficaz y creativo a corto plazo, que permita alcanzar acuerdos mínimos de gobernabilidad y gobernanza, restauración de la paz y la convivencia ciudadana en nuestra Honduras", exhortaron.

Al finalizar su mensaje, los Obispos de Honduras expresaron su pedido a Dios para que "dé sabiduría a nuestros dirigentes para gobernar, les dé justicia para actuar correctamente y practicar el bien, y a todos los ciudadanos nos conceda rectitud de corazón y auténtico amor a la patria". +