Viernes 4 de diciembre de 2020

Goya tendrá un nuevo diácono permanente

  • 20 de noviembre, 2020
  • Goya (Corrientes) (AICA)
La diócesis de Goya se prepara para la ordenación del diácono permanente Raúl Bartolomé Nicoletti, que será el domingo 22 de noviembre.

La diócesis de Goya se prepara con alegría para la ordenación diaconal de carácter permanente de Raúl Bartolomé Nicoletti, quien se formó para este servicio a la Iglesia en la Escuela de Ministerios y de Formación al Diaconado Permanente “San Lorenzo”. 

La celebración eucarística de ordenación diaconal será presidida por el obispo, monseñor Adolfo Ramón Canecín, el domingo 22 de noviembre a las 10 en la parroquia San Antonio, de Colonia Carolina.

El futuro diácono permanente es conocido en la diócesis como “Ruli”. Oriundo de Carolina, tiene 47 años de edad. Nació el 16 de septiembre de 1973 y fue bautizado en la parroquia San Antonio el 7 de octubre del mismo año, en el día de la Santísima Virgen del Rosario, patrona del departamento de Goya. Trabaja como agricultor, especialmente en huertas. Vive en la zona rural cerca de la Laguna Pucú, con su madre Teresa Sofía de 78 años. Su padre falleció hace muchos años. Tiene un hermano mayor, Felipe, y tres sobrinos: Mariana, Iván y Benjamín.

Al hacer una breve reseña de su discernimiento vocacional, comentó que sintió el llamado de Dios durante una misión juvenil en la zona rural en el Paraje Itacurubí cuando tenía 19 años y fue animado con el entonces párroco de esa zona, presbítero Alberto Altamirano.

“Ruli” reconoció que en su etapa juvenil no participaba activamente en la comunidad parroquial, “sólo iba a misas y me sentaba en el último banco o a veces me quedaba en el atrio” contó como anécdota, pero reconoce que fue esa misión juvenil lo marco su vida, porque desde esa oportunidad, “comencé todo un proceso de cambio en mi vida, un acercamiento a las actividades de la Iglesia y un tiempo de discernimiento vocacional, hasta que sintió el llamado de Dios. Fue en ese momento que hable con mi párroco Rubén Luis Cattay” e ingresó en la escuela de formación ministerial, que funcionaba en la casa de retiros San Liborio, Solari.

Campaña Donación AICA

Integra la Junta Diocesana de Catequesis, cuyo asesor diocesano es el presbítero Juan Carlos Mendoza, sacerdote diocesano, quien lo animó a seguir formándose y “con el compartí tres años, la vida parroquial en el departamento de Lavalle”. Ese fue “un gran camino de formación, porque tuve contacto con la gente y es la gente la que te enseña” remarcó.

“En el contacto con la gente uno aprende mucho, eso me enseño y me formo, también la comunidad me sostuvo con la oración”. Fue concejal en el Concejo Deliberante de Carolina.

El futuro diácono permanente eligió como lema de ordenación el pasaje evangélico "Yo estoy entre ustedes como el que sirve”, y en esa línea explicó que se identifica con esas palabras de Jesús que nos “hace meditar que no debemos sentirnos superiores a los demás, sino hacerlo como solícitos servidores. Jesús mismo se pone como ejemplo por imitar, cuando en la mesa, él sirvió a los demás la comida de su Cuerpo y de su Sangre y, siendo el Maestro y el Señor, se definió como aquel que “entre ustedes” es el que sirve.

“Quiero ser un diácono alegre” expresó, y confesó: “Pido a Dios que me siga dando la gracia de la alegría para anunciar a Jesús” concluyó.+