Lunes 4 de julio de 2022

Brasil: Pastoral de Tierras alertó sobre grave situación de los trabajadores del campo

  • 4 de junio, 2021
  • Brasilia (Brasil) (AICA)
Al presentar el informe sobre los conflictos en 2020, que crecieron un 25% en un año, criticó la "ausencia del Estado" y denunció la ocupación irregular de tierras por parte de "acaparadores".
Doná a AICA.org

La Comisión Pastoral de Tierras (CPT), organización vinculada a la Conferencia Nacional de Obispos del Brasil (CNBB), presentó la 35ª edición del informe que contiene información sobre los conflictos en el campo del Brasil para 2020. En el lanzamiento, la CPT rindió homenaje a monseñor Andre de Witte, obispo que presidió la CPT en la última administración, y que falleció el 25 de abril de 2021.

El obispo de Itacoatiara y actual presidente de la CPT, monseñor José Ionilton Lisboa de Oliveira SDV, destacó que desde el inicio de la CPT, en 1975, la pastoral buscó registrar la violencia en el campo y destacó la importancia del trabajo de sistematización realizado por el Centro de Documentación Dom Tomás Balduino, creado en 1985, con la misión de registrar la violencia y los ataques a los derechos humanos en el campo. El obispo también habló de los principios que inspiran este trabajo de archivo realizado por la CPT.

El arzobispo de Belo Horizonte y presidente de la CNBB, monseñor Walmor Oliveira de Azevedo, envió un mensaje a la presentación del 31 de mayo en el que dijo que la CPT camina proféticamente al lado de los pobres que se ven privados de su derecho esencial: un lugar donde vivir y ganarse el sustento.

El presidente de la CNBB dijo que la publicación ayuda al país a ver la grave realidad de los trabajadores de los campos, aguas y bosques del Brasil. Frente a los conflictos, destacó la importancia de garantizar la función social de la tierra y el trabajo. También habló de la falta de gestión y de la ausencia del Estado en el campo, lo que facilitó la ocupación irregular de territorios por parte de los acaparadores de tierras, uno de los grupos responsables de los conflictos.

El representante del Centro de Documentación Dom Tomás Balduino, Paulo César Moreira, presentó los datos sistematizados a partir de 2020 para los conflictos de tierra, agua y trabajo. Llamó la atención sobre una tendencia creciente en los dos últimos años que se confirmó este año. El Informe de Conflictos para los datos de 2019 presentó un incremento del 26% respecto a los datos de 2018 (de 1.000 casos a 1.260). En 2020, el aumento fue del 25%.

Los datos generales sobre los conflictos en el campo muestran que el número de eventos aumentó de 1.903 en 2019 a 2.054 en 2020, un aumento del 8%. Se trata del mayor número de conflictos en el campo registrado por el CPT desde 1985. El número de personas involucradas en estos conflictos pasó de 898.635 en 2019 a 914.144 en 2020, un aumento de casi el 2%.

"El 2020 fue el año del terror con un aumento del 8% de los conflictos en el campo y el agua respecto a 2019, una media de 6,62 conflictos al día. Los dos primeros años del gobierno de Bolsonaro registraron el mayor número de aumentos de conflictos en el campo. Los pueblos indígenas (42%) fueron el grupo que más acciones de conflicto por la tierra sufrió, seguidos por los quilombolas, con un 17%, y los okupas, con un 15%", señala el informe.

El CPT también documentó y sistematizó 1.576 casos de conflictos territoriales en 2020, la cifra más alta desde 1985, año en que comenzó a publicarse el informe, un 25% más que en 2019 y un 57,6% más que en 2018. Estos conflictos afectaron a 171.625 hogares. Las cifras son aún más aterradoras si se analizan sólo los números referidos a los pueblos indígenas de Brasil en este tipo de conflictos: 656 casos (41,6% del total), con 96.931 familias (56,5%).+