Domingo 28 de noviembre de 2021

Mons. Martínez alentó a evangelizar y humanizar la cultura

  • 31 de octubre, 2017
  • Posadas (Misiones) (AICA)
El obispo de Posadas, monseñor Juan Rubén Martínez, llamó a comunicar el Evangelio en un contexto cultural "cambiante", pero advirtió que "si no partimos de una verdadera comprensión de la realidad, difícilmente podremos llegar a nuestros jóvenes y a nuestras familias". "En este contexto deberemos evangelizar y humanizar nuestra cultura, interpretar sus códigos, corregir, asumir y plenificar", subrayó.
Doná a AICA.org
El obispo de Posadas, monseñor Juan Rubén Martínez, ratificó el camino sinodal elegido por la diócesis e instó a enfatizar los tres temas elegidos: "El laico y la santidad en el mundo", "Cómo evangelizar a los jóvenes" y "Cómo evangelizar a la familia".

El prelado recordó que es "en este marco que decidimos replantear nuestra catequesis de iniciación cristiana", y reconoció que "cada día experimentamos muchos desafíos potenciados por una sucesión ininterrumpida de cambios con los cuales nos enfrentamos".

"No bien digerimos algunos de estos cambios ya aparecen otros nuevos. Deberemos tomar conciencia de que el pluralismo social, está instalado de hecho en la realidad, y carece de sentido, en nuestra pastoral, vivir enojados o frustrados por lo que nos toca", sugirió.

"Muchas veces encontraremos que esta realidad contradice nuestros criterios, y es cierto que no tendremos que ceder a nuestra identidad, desde ya que no", sostuvo.

Monseñor Martínez consideró que "hay que "ser discípulos misioneros, es decir, tenemos que ser testigos de Cristo en esta realidad, pero si nos equivocamos de realidad y la idealizamos, no la podremos evangelizar".

"Con esta realidad convivimos en nuestra pastoral, con posturas diferentes, con rutinas, en la inestabilidad, con la ausencia de la visión de conjunto, con una cultura fragmentada, con una cultura que vive en contacto permanente con lo efímero y con lo descartable", añadió.

El obispo admitió que "los agentes de pastoral muchas veces, no encontramos cómo comunicar el Evangelio en este contexto cultural cambiante. Si no partimos de una verdadera comprensión de la realidad, difícilmente podremos llegar a nuestros jóvenes y a nuestras familias".

"Los temas frente a lo nuevo pueden provocar, también, en nuestros agentes de pastoral, actitudes regresivas hacia lo tradicional, peleándose desde una realidad que ya no existe, con discursos rígidos, y no pudiendo encontrar respuestas que lleven a asumir los desafíos de la nueva realidad, que permitan anunciar a Cristo, el Señor", planteó.

"En este contexto deberemos evangelizar y humanizar nuestra cultura, interpretar sus códigos, corregir, asumir y plenificar", concluyó.+

» Texto completo de la carta