Lunes 8 de agosto de 2022

Mons. Delgado llamó a "convertirnos en algo mejor" durante la Cuaresma

  • 6 de marzo, 2017
  • San Juan
El arzobispo de San Juan de Cuyo, monseñor Alfonso Delgado, habló sobre la Cuaresma en una entrevista con el diario El Zonda y destacó que "para el cristiano este es un tiempo de esperanza", en el que estamos llamados a "convertirnos en algo mejor, en hijos de Dios y en mejores hermanos de nuestros hermanos".
Doná a AICA.org
Con motivo del inicio de la Cuaresma, el arzobispo de San Juan de Cuyo, monseñor Alfonso Delgado, en una entrevista con el diario El Zonda destacó que "estos son tiempos de sacrificios".

La Cuaresma se inició el Miércoles de Ceniza con la imposición de las cenizas que recuerdan que "del polvo somos y en polvo nos vamos a convertir". "Este polvo es muy importante porque hemos sido creados a imagen y semejanza de Dios", afirmó monseñor Delgado y llamó a los cristianos a "ver con ojos más grandes las necesidades de los hermanos".

"Para el cristiano este es un tiempo de esperanza. Es levantar el corazón a Dios y con los ojos de Dios mirar mejor a los hermanos", aseguró y continuó: "Se trata de empezar un camino, a través de su pasión, que termina con la Resurrección de Jesús".

Asimismo, aseveró que la Cuaresma "es un tiempo donde se nos pide algún sacrificio". "Hagámoslo por amor al Señor y por amor a los demás", invitó y recordó que los viernes de Cuaresma los cristianos se abstienen de carne, por lo que propuso -además- la abstinencia de otras cosas como "de la pereza, del mal humor, de los rencores, de las adicciones (cigarrillos), por ejemplo".

"Es a través de esas pequeñas cosas cómo uno siente despertar en el cuerpo el sentido de ir purificando y levantando la mirada a Dios", afirmó y llamó a mirar a nuestros hermanos "con esos ojos de Dios", como lo pide el papa Francisco. "Es un tiempo para leer la Palabra de Dios, especialmente los evangelios, la Pasión del Señor, la Resurrección y decirle a Jesús ¿qué me estás diciendo a mí? Ayúdame a mirar con tus ojos", expresó.

"Son tiempos donde hay que trabajar, cuidar a la familia", sostuvo. "Los problemas se resuelven cuando las personas se ocupan, si se pre ocupan se llenan de ansiedades, hay que ocuparse más que pre ocuparse", puntualizó y agregó: "Qué lindo es llegar a la casa cansado del trabajo y tener la alegría de ser el padre, la madre, el hijo, el hermano, lo que sea, en vez de estar quejándonos y lamentándonos".

"Tenemos que tomar el trabajo como un servicio, ya sea limpiar un camino o gobernando un país o trabajando en la comunicación o yo como obispo", comentó y pidió "aprovechar este tiempo que nos abre a la gran misericordia de Dios". "Dejémonos querer por Dios y que esta ?sacudida interior? nos lleve a descubrir aún más su Palabra. Vale la pena y Dios quiera que estos tiempos de Cuaresma sean muy provechosos para todos nosotros", consideró.

Finalmente, monseñor Delgado destacó que "si somos solidarios, quizás podamos serlo aún más, si tenemos mucha fe, pidamos a Jesús tener aún más fe, si somos buenos pidamos ser mejores. La conversión es convertirnos en algo mejor". "Tenemos que convertirnos en algo mejor, en hijos de Dios y en mejores hermanos de nuestros hermanos", concluyó.+