Martes 29 de noviembre de 2022

El Papa convocó oficialmente al Jubileo de la Misericordia

  • 11 de abril, 2015
  • Ciudad del Vaticano
El papa Francisco convocó hoy de manera oficial al Jubileo Extraordinario de la Misericordia con la lectura de la Bula "Misericordiae Vultus" (El Rostro de la Misericordia). La ceremonia se inició en el atrio de la basílica de San Pedro. Tras su entrega y lectura, el Pontífice entró en procesión hasta el interior de la Basílica para presidir la celebración de las Primeras Vísperas del segundo domingo de Pascua. Tras el rezo cantado de los tres salmos, el Pontífice pronunció una breve homilía en la que recordó a los cristianos perseguidos por su fe, así como el motivo por el que convoca el Jubileo de la Misericordia. La ceremonia concluyó con el canto del Magnificat.
Doná a AICA.org
El papa Francisco convocó hoy de manera oficial al Jubileo Extraordinario de la Misericordia con la lectura de la Bula "Misericordiae Vultus" (El Rostro de la Misericordia).

La bula del Jubileo, -además de indicar la duración, las fechas de apertura y cierre, y las modalidades de desarrollo- constituye el documento fundamental para conocer el espíritu con el que ha sido convocado, las intenciones y los frutos esperados por el Pontífice.

Para la proclamación, el Santo Padre estuvo acompañado por los cardenales en la entrada de la basílica vaticana. Al lado de la Puerta Santa o también llamada Puerta del Jubileo, entregó la bula de convocación a los cuatro cardenales arciprestes de las basílicas papales de Roma: el cardenal Angelo Comastri, arcipreste de la Basílica de San Pedro en el Vaticano; el cardenal Agostino Vallini, srcipreste de la Basílica de San Juan de Letrán; el vardenal James Michael Harvey, srcipreste de la Basílica de San Pablo Extramuros y el vardenal Santos Abril y Castelló, srcipreste de la Basílica de Santa María la Mayor.

Para expresar el deseo de que el Jubileo extraordinario de la Misericordia sea celebrado en Roma y en todo el mundo, el Papa entregó una copia de la bula ?para hacerla llegar simbólicamente a todos los obispos? al prefecto de la Congregación para los Obispos, el cardenal Marc Ouellet; al prefecto de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos, el cardenal Fernando Filoni y al prefecto de la Congregación para las Iglesias Orientales, el cardenal Leonardo Sandri.

También, en nombre de todo el Oriente recibió una copia del documento el arzobispo Savio Hon Tai-Fai, nacido en Hong Kong y secretario de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos.

África estuvo representada por el arzobispo Bartolomé Adoukonou, originario de Benin y secretario del Consejo Pontificio para la Cultura.

Para las Iglesias Orientales, el Santo Padre entregó la Bula a Mons. Khaled Ayad Bishay, de la Iglesia Patriarcal de Alejandría de los Coptos.

El regente de la Casa Pontificia, Mons. Leonardo Sapienza, en calidad de Protonotario Apostólico, leyó en presencia del Papa algunos extractos del documento oficial de convocatoria del Año Santo Extraordinario. La lectura se efectuó con la emoción contenida de muchos fieles que escucharon en silencio allí mismo su lectura.

Una vez finalizado este intenso momento, Francisco entró en procesión hasta el interior de la Basílica para presidir la celebración de las Primeras Víperas del segundo domingo de Pascua. Tras el rezo cantado de los tres salmos, el Pontífice pronunció una breve homilía en la que recordó a los cristianos perseguidos por su fe, así como el motivo por el que convoca el Jubileo de la Misericordia. La ceremonia concluyó con el canto del Magnificat.

Texto completo de la homilía del Santo Padre